fbpx
Generaciones

Mundo Generacional… El Bullying en tiempos Individualistas y sus efectos futuros

Hoy el bullying es visto como uno de los más nefastos comportamientos entre los niños. Se combate de manera directa y los adultos buscan crear un ambiente lo más armonioso posible. El bullying causa heridas de largo plazo, hace que las personas se aíslen y se retraigan de la sociedad. Es común que las personas que lo reciben reacciones de manera violenta: Desde balaceras en escuelas hasta buscar protección en pandillas o grupos criminales. Hay otros que lo convierten en algo positivo.

En la década de los setenta y ochenta el bullying era visto de otra manera: Era formativo. Los papas y maestros lo permitían como un mecanismo de maduración acelerada. Una frase común era la de “Para que se haga hombrecito”. Que en esos años el bullying haya agarrado ese rol tuvo consecuencias sociales de alto impacto. Tal vez la memoria colectiva solo recuerda las emociones negativas de recibir burlas. ¿Que significa para cada generación ser abandonados a la ley de la selva?

En las competencias deportivas hay casos en los que cuando un equipo va ganando por una ventaja considerable entonces la pizarra se apaga para que los perdedores no se sientan mal ante la paliza que están recibiendo. De esa manera se cumple con el propósito de cuidar el auto estima de los más pequeños. ¡Esa es la generación X combatiendo el bullying! La misma generación que lo sufrió hoy esta dispuesta a acabar con el. El péndulo de la historia hoy protege la inocencia y la infancia.

La Generación X (1960 a 1982) es la generación más fuerte en lo individual. La Generación Contemplativa (2005 a 2028 aproximadamente), cuando llegue a la adultez, será la más fuerte en lo institucional. La diferencia entre estas dos generaciones es como vivieron su infancia. Mientras que la primera creció de manera desprotegida la segunda esta creciendo sobre protegida. La personalidad se esta formando de manera diferente. La sociedad mexicana, poco a poco, esta cambiando.

Opinión de Edwin Carcaño Guerra

Twitter: @MGeneracional

A %d blogueros les gusta esto: