fbpx
Gobierno

Las Relaciones Sino – Niponas

A las 23:00 horas del día 9 de agosto de 1945, las tropas soviéticas lanzaron una fuente ofensiva sobre el Estado de Machuco, Japón. Esta operación militar tenía como objetivo sumar más poder al esfuerzo Aliado en el Pacifico. En los acuerdos de Yalta, Stalin había acordado con los Aliados entrar a la Guerra del Pacifico tres meses después de que Alemania se hubiera rendido. Al mismo tiempo, Estados Unidos lanzaba las bombas atómicas sobre Hiroshima y Nagasaki. Para Japón no había otro camino más que la rendición.  

La Segunda Guerra Sino Japonesa es considerada uno de los escenarios más importantes de la Segunda Guerra Mundial. China utilizó todos sus recursos con el fin de expulsar a los invasores nipones. A pesar de sus tempranas victorias en contra de China, el ejército del Emperador Hiroito cometió grandes errores estratégicos, que finalmente lo pusieron en una guerra de múltiples frentes. Japón se rindió el 2 de septiembre de 1945 y sus ejércitos se retiraron de todas los territorios invadidos, incluyendo China.

Tan pronto los japoneses se fueron de China, se reanudó la Guerra Civil entre Comunistas y Nacionalistas. Mao Zedong luchaba por la causa roja y poco a poco empezó a desplazar a los Nacionalistas. Eventualmente, Chiang, líder del Ejercito Nacionalista se retiró con su ejército a Taiwán donde hasta ahora, existe la República de China. Las heridas del conflicto entre China y Japón aún no han sanado. La rivalidad entre estos dos países es muy grande. Alrededor del 70% de los ciudadanos chinos piensan mal de los japoneses. En Japón, el porcentaje hacia los chinos es similar.

Durante el siglo pasado, ambos países se convirtieron en potencias mundiales. Japón emprendió un camino de desarrollo tecnológico y exportaciones. China implantó fuertes reformas sociales y aplicó los ideales del paraíso de los trabajadores. El día de hoy estos países representan la economía 2 y 3 del mundo. Siendo vecinos y con el largo historial de conflictos del pasado, el péndulo del poder en Asia fluctúa entre estos dos países. Pero para sorpresa de muchos, sucede que los entendimientos económicos superan los conflictos regionales.

Hoy China tiene un Producto Nacional Bruto de alrededor de 12.01 trillones de dólares mientras que Japón tiene un PNB de 4.8 trillones de dólares. Sin embargo, el PNB per capita de China es bajo: 8,000 dólares al año (1.38 mil millones de personas). En cambio el PNB per capita de Japón es muy alto: 39,000 dólares (126 millones de personas). La economía china ha crecido en los últimos tres años una media de 6.85% mientras que Japón, en el mismo lapso, ha tenido un crecimiento económico promedio de 1.34%.

Las exportaciones totales de China en el 2017 fueron de 2.157 trillones de dólares. Estas exportaciones en su mayoría son de computadoras, equipos para telecomunicaciones, muebles, textiles y ropa de moda. China es el país exportador numero uno del mundo. Por otro lado, Japón en el 2017 exportó 683.3 billones de dólares. Esto incluye autos, productos de acero, semiconductores, generadores y plásticos. Esto convierte a Japón en el país exportador número 5 del mundo.

Las importaciones totales de China en el 2017 fueron de 1.731 billones de dólares. Estas importaciones en su mayoría son maquinaria eléctrica, circuitos, componentes de computadoras, petróleo, gas, equipo médico, minerales, motores y soya. La economía china es la importadora numero 4 del mundo. Japón por su lado importo 625.7 billones de dólares (2017). Estas importaciones en su mayoría son petróleo, gas líquido, gas comprimido, ropa y carbón. La economía nipona es la importadora numero 6 del mundo.

Ambos países tienen elevados presupuestos militares ya que China invierte al año 147 billones de dólares. Por su lado Japón invierte 43 billones de dólares. La diferencia fundamental entre ambos países es el numero de efectivos en cada ejército. China con su enorme población tiene a 2,335,000 activos mas 2,300,000 de reservas.  Japón tan solo tiene 250,000 efectivos más 57,000 de reservas. Claro que las fuerzas armadas niponas cuentan con la protección del ejercito de Estados Unidos.

Las diferencias entre Japón y China aún son muchas, en especial el conflicto del Mar del Este de China. Ambos países disputan el control de la zona y la explotación de los recursos naturales que ahí se encuentran. Hoy Japón exige la retirada de las embarcaciones chinas que extraen petróleo de la zona. A su vez ambos países aún tienen que resolver las disputas que hay alrededor del Mar del Sur de China. A pesar de estas diferencias, ambas economías se han ido integrando de manera muy productiva durante los últimos años.

Hoy, para los chinos Japón es un socio comercial, ya que es su tercer mejor cliente para exportar y su segundo mejor cliente en importaciones. Al día de hoy, siendo que las negociaciones para llegar a arreglos comerciales con EUA se encuentran estancadas, no debería de extrañar a nadie si un tratado de libre comercio sino – nipón emergiera de esta crisis. La reacción a la globalización es la regionalización y los nuevos nacionalismos. ¿Podrán China y Japón poner a un lado sus diferencias históricas y formar la alianza comercial mas poderosa del mundo?

A %d blogueros les gusta esto: